desembre 2021 / ENTREVISTA

Entrevista a

Carlos Carrizosa

Carlos Carrizosa és un polític i advocat català. Actualment, capitaneja Ciutadans a Catalunya, partit on milita des dels seus inicis. Malgrat el sotrac a les últimes eleccions, es manté com una de les figures més rellevants dels partits unionistes. Aficionat a la història, la paleontologia i els còmics, avui ens explica quins són els reptes que afrontem com a societat i com els hauríem de resoldre.

Quan i per què va decidir formar part de Ciutadans?

Va ser a l’any 2006, quan jo era advocat. Va sorgir un manifest d’intel·lectuals a Catalunya que criticava la posició del Partit Socialista respecte de l’Estatut d’Autonomia. Nosaltres pensavem que el PSC estava arraconant a bona part del seu electorat aferrant-se a la qüestió del catalanisme nacionalista. Mentrestant, el Partit Popular no feia res tampoc, deixant a molta gent orfe d’una representació política. 

Després d’aquest manifest, va sorgir una Associació Civil, i jo hi vaig oferir desinteressadament els meus serveis com a advocat, des d’una vessant tècnica de col·laboració civil i ciutadana. La meva expectativa en aquell moment no va ser d’involucrar-me com a càrrec públic, ja que jo ja tenia la meva feina, la meva família i altres raons per les quals pensava que la posició no em cridava. Tot això va canviar després, quan ens vam constituir com a partit polític i jo vaig ser als òrgans directius.

Defineixi la seva manera de fer política en tres paraules.

Yo diría “leal, honrada y valiente”.

Leal por la lealtad a los principios de mi partido, a mis compañeros, a la función que me toca ejercer, a los ciudadanos que me han elegido para que los represente. Cuando haces política lo tienes que hacer pensando que haces algo importante, que tus compañeros y la gente esperan cosas de ti y que tú tienes que cumplir. Este principio yo lo tengo muy claro.

Cuando he dicho la honradez me refería a la honradez frente a la corrupción, curiosamente. El hecho de ejercer la política requiere que no lo hagas por dinero, que no lo hagas por tu propia prosperidad, por colocarte, por colocar a otros, por hacer cambalaches, por hacer tráfico de influencias, todo eso.

Finalmente, en Cataluña hay que ser valiente. Esto quiere decir que cuando dices cosas incómodas, a contracorriente… te van a señalar, te van a llamar “facha”, incluso te van a insultar por la calle. Sin embargo, cuando tú defiendes la libertad y lo haces con toda la conciencia de que lo estás haciendo, no puedes arrugarte, no puedes retroceder y no puedes acobardarte delante de quienes tienen el poder. Porqué no olvidemos que en Cataluña, por mucho que desde las instituciones se diga que hay represión, quien tiene el dinero, quién tiene el poder, quién tiene los medios de comunicación son las mismas familias poderosas de Cataluña. Familias que están metidas en política y nos están gobernando.

Què simbolitza per a vostè l’anomenada “foto de Colón”?

La foto de Colón simboliza una manifestación que nosotros convocamos para defender una idea de España. Ésta es la España de las libertades y de la Constitución de 1978, que está siendo atacada por gente sin escrúpulos, nacionalistas extremos, que saltándose las leyes han querido destrozar el país. A esa manifestación concurrió quien quiso: vino VOX y vino el PP. Se tomó una foto y nosotros estábamos allí, pero no íbamos ni con VOX, ni con el PP: íbamos a defender unas ideas a las que se sumaron los demás. Yo entiendo que a esta foto se le quiera dar importancia por interés político, entiendo que se persista en colocar a Ciudadanos en el “rincón de los fachas”. Sin embargo, para mí no tiene importancia más allá de lo que os he explicado.

“La foto de Colón simboliza una manifestación que nosotros convocamos para defender una idea de España.”

Quines ambicions té avui Ciutadans com a partit?

L’ambició de representar la gent. Jo estic convençut que tenim una bona part de la nostra població que pensa com nosaltres a qui hem de defensar. La meva ambició és poder representar-los, que se sentin representats i que pensin que Ciutadans ho està fent bé. Nosaltres no som conservadors, no som socialdemòcrates, no som populistes de dretes o d’esquerres, ni som nacionalistes. Som liberals, som de centre i som moderats.

Com es diferencia el partit respecte al del 2006?

És un Ciutadans molt més expert, amb molta més experiència. Penseu que, quan nosaltres vam arribar, cadascú tenia la seva professió i no coneixíem com funcionava un partit polític. Ens hem hagut de guanyar la representativitat que tenim avui dia a Catalunya i a la resta d’Espanya amb molta feina, amb errors i amb encerts. Es tracta d’aprendre dels errors i procurar de tenir cada cop més encerts.

Ampliació de l’aeroport del Prat. Sí o no?

Sí, indudablemente, pero respetando el medio ambiente. Mucha gente no lo sabe, pero la Laguna de la Ricarda no es una laguna natural, sino que es producto de la planificación humana. Nosotros creemos que hay que participar, en la medida de lo posible, en parar el cambio climático, y para el proyecto del aeropuerto creemos que hay posibilidades de llevar a cabo el proyecto minimizando el daño: informes de la UE lo avalan. Luego hay otra postura, la de la CUP, que es la del decrecimiento económico que dice: “oye, tantos vuelos destrozan el medio ambiente, tanto turismo genera contaminación y nosotros no lo queremos”. Esta es la postura de la CUP. Nosotros pensamos que decrecer es fácil de decir para quién tiene sus necesidades cubiertas, pero hay muchas personas que a duras penas llegan a fin de mes. Dile a ellos que decrezcan económicamente.

Creu que la taula de diàleg podria tenir una utilitat real?

Yo creo que no, en tanto en cuanto quien mantiene la interlocución en la llamada “taula de diàleg” (que para nosotros es la “taula del chantaje”) es Esquerra Republicana y el Gobierno socialista, teniendo ambos intereses comunes, como se está viendo con los presupuestos: “yo te ayudo aquí, tú me ayudas allí, y nos mantenemos”. La “taula de diàleg” acaba siendo un intercambio de intereses y de cromos entre dos partidos y para sus dirigentes. Mientras tanto, no se habla de temas que verdaderamente afectan a la gente, como el precio de la luz, el trabajo, de los jóvenes, de la enseñanza, todo lo que ayuda a conformar una sociedad más fuerte, más libre, más cohesionada y más próspera. Para nosotros, el diálogo se debe producir en el seno de las instituciones, y no secretamente en una mesa de intercambio de intereses.

Si pogués aprovar lliurement una sola reforma/llei per millorar el nostre sistema democràtic, quina seria?

Una reforma de la Constitució per reformar el títol vuitè, deixant ben clares quines són les competències de l’Estat i de les autonomies. Després, parlar dels drets de la gent, així com dels drets energètics, drets que potser no es contemplaven el 1978. També tocaria la composició del Consell General del Poder Judicial. En general, faria modificacions estructurals, però sense tirar la casa avall.

Com desitjaria que se solucionés el conflicte català?

El conflicto catalán tiene una raíz en la que nunca se piensa cuando intentamos solucionar el conflicto. Cuando se promueve la independencia, siempre se oyen las mismas narrativas. Primero fue la idea de que los catalanes éramos mejores, más industriosos, que todavía late ahí debajo. Esa idea de que nuestro ADN es más como el del francés que no como el de los semíticos y moros españoles. A principios del siglo XX, estas ideas genetistas y racistas abundaban en Europa. En España, ocurría especialmente en el País Vasco y en Cataluña, donde la clase acomodada se sentía amenazada por la inmigración. Así empezó el nacionalismo, se producía ese choque que ha ocurrido muchas veces en la historia, donde ciertas regiones de países se desarrollan más rápido que otras. Si recordamos la frase de Jordi Pujol, “el hombre andaluz es un hombre destruido”, el sustrato racista está ahí.

“[…] estas ideas genetistas y racistas abundaban en Europa. En España, ocurría especialmente en el País Vasco y en Cataluña, donde la clase acomodada se sentía amenazada por la inmigración. Así empezó el nacionalismo […]”

Luego se encontró una manera menos ofensiva de plantear la situación que es usando la economía: “España nos roba”. Nos preguntan, “¿los constitucionalistas qué proponen?”, cuando para solventar el problema en Cataluña hay que empezar por la raíz, desarmando ideológicamente el nacionalismo y lo que lo sustenta.

Por otro lado, debemos preguntarnos si las instituciones responden a las necesidades de los ciudadanos y si su descentralización es efectiva para prestar los servicios que los ciudadanos necesitan, o si realmente las tenemos por herencia histórica. Para mí es mucho más importante una reordenación de las instituciones del Estado que afronte los problemas reales de las personas.

Ada Colau, Santiago Abascal i Artur Mas. Amb qui aniria a fer un cafè?

Los tres son personas muy alejadas de mi posición. Colau es una sectaria que siente rechazo por Ciutadans, aunque no la conozco personalmente porque siempre ha eludido los encuentros personales. Abascal no es santo de mi devoción, y no es una persona con la que crea que tenga nada de qué hablar pero le saludaría. A Artur Mas sí que le conozco más, y sé que es un político que, pese a los encontronazos graves que pueda tener con mi partido o incluso con temas penales, sería con el que tengo una mayor afinidad. De todos modos, no iría con ninguno de ellos.

Què li agradaria fer si no estigués immers al món de la política?

He canviat d’opinió diverses vegades. M’hagués encantat ser catedràtic d’història antiga, també ser paleontòleg, professor de literatura o inclús ser un periodista cultural. Hi ha moltes coses que m’agradaria fer.

Què fa Carlos Carrizosa els caps de setmana?

Aquesta feina et deixa molt pocs caps de setmana lliures. De totes maneres, quan tinc un cap de setmana m’agrada llegir, si puc, navegar i estar amb la meva família.

Hem llegit que li agraden els còmics. Quins llegeix últimament?

Doncs mira, sí. Estic començant un que es diu “Hijo rojo” de Superman. És interessantíssim. Superman, com sabreu, arriba del planeta Krypton i cau a una granja a l’Amèrica agrícola; és un americà defensant l’estil de vida dels EUA. En aquest còmic, Superman cau a l’URSS i, per tant, està format amb els seus valors.

Estic una mica desconnectat dels còmics des de fa 20 anys. Vaig consumir-ne molts sobretot dels 20 als 30 anys i entenc bastant dels còmics d’aquella època. Tenint en compte això, Superman per a mi és un clàssic i en el moment que vaig assabentar-me que hi havia aquesta versió del Superman, vaig pensar que valia la pena. Fent el símil amb la meva persona, què hagués passat si hagués nascut a Berga en comptes de les Corts? Seria independentista? Aquest sotrac polític em va semblar molt interessant i és per això que el vaig comprar. De fet, me’l van regalar (riu).

Entrevista realitzada per Luca Moret i Abdon Vilà. 

Més d'aquesta edició...

L’OTAN: trenquem els mites?

En un moment clau per a la seguretat europea, i ara que el debat sobre l’OTAN resorgeix amb força, repassem tres ‘mites’ populars sobre l’Aliança...

El merkelismo necesario

La estabilidad política es la piedra de toque de una democracia sana. Sin embargo, en España tenemos que conformarnos con un turnismo electoral más propio...

Crims, el “true crime” català

El dilema entre el sensacionalisme i el respecte: com es pot mantenir la intriga i el suspens per un programa quan tracta fets tràgics i...

- Més d'aquesta edició -

El merkelismo necesario

La estabilidad política es la piedra de toque de una democracia sana. Sin embargo, en España tenemos...

- Més entrevistes -

Entrevista a Farru

Us preguntareu, qui és en Farru? Ell és l'ànima de la festa i la mascota de la...

PORTADA  •  NOSALTRES  •  ARXIU  •  ESCRIU  •  SEGUEIX-NOS!

© Copyright 2021 l’Universitari. Tots els drets reservats. | Desenvolupament web per Pol Villaverde