juny 2021 / ACTUALITAT

Por qué Venezuela debería preocupar al mundo?

Ian Barrera

En su momento, uno de los países más ricos y prósperos de su región y el mundo; ahora, Venezuela se encuentra sumida en una crisis que va más allá de lo social y lo económico, ni se hable del peligroso punto político. Quiérase o no, Venezuela es motivo de polémica -y discordia, “tema tóxico” para algunos, asunto de grave inquietud para otros.

1. La historia de los migrantes caminantes y otros.

La migración -como fenómeno, problema o realidad- es una situación para nada ajena a nuestros días.

Tampoco es una realidad ajena para los casi seis millones de migrantes y refugiados venezolanos -repartidos por el mundo- que han abandonado su país en los últimos años. Esta crisis solo es superada por la vivida en Siria y las previsiones contempladas por actores como el Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) prevén que Venezuela podría superar a Siria en el número de migrantes que huyen de sus países al cierre de este 2021.

“Venezuela podría superar a Siria en el número de migrantes”

2. Humanos sin derechos y el problema institucional.

A rasgos generales, en lo que respecta al caso venezolano, los dos grandes ejes sobre los que se fija posición y pauta de acción están en torno a Estados Unidos y la Unión Europea, por un lado, y alrededor de China y Rusia, por otra parte. Por ello resulta idóneo remitirnos a la Alta Comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos Michelle Bachelet que ha documentado con su oficina “las violaciones de los derechos humanos que han cometido las autoridades estatales” y ha constatado que “la situación humanitaria se ha deteriorado de forma extraordinaria”.

Torturas, detenciones arbitrarias, ejecuciones, desapariciones, persecución, amenazas y demás, forman parte de la lista de las muchas -y habituales- violaciones de derechos humanos en Venezuela.

3. Sueños frustrados, hambre y miseria: la necesidad de una solución.

Entonces, ¿por qué los venezolanos -o el mundo- no hacen algo para cambiar esta situación? Es una pregunta recurrente y sensata entre quienes -como quien suscribe estas líneas- reciben y conviven con alguno de los millones de migrantes venezolanos.

Ahora bien, la cuestión es que con un salario mensual de poco más de tres dólares, la realidad cotidiana de un venezolano es agobiante y sinceramente crítica. Miles de personas -especialmente niños, niñas y jóvenes- sufren los males de la desnutrición crónica a la merced de que “los políticos destraben el juego y hagan algo”, su país y otrora instituciones democráticas se caen a pedazos.

Y aunque hay espacio para la esperanza en los miles de jóvenes que han emigrado en busca de un futuro mejor -y en el caluroso y ameno apoyo de las sociedades que les reciben-, es innegable que el futuro de millones de niños y niñas venezolanos ya es francamente sombrío e incierto -así como el de millones de rohingyas o yemeníes más-.

“El futuro de millones de niños y niñas venezolanos ya es francamente sombrío e incierto”

Por esto y más es que creo que Venezuela y países similares en condición deberían ser de la preocupación del mundo. De nuestra preocupación.

Tu també tens coses a dir? Escriu a la revista

Llegeix més articles...

Entrevista a Laura Vilagrà

Laura Vilagrà és l’actual Consellera de Presidència de Catalunya i un dels tres integrants del govern català a la taula de diàleg. Nascuda a Santpedor,...

Llegir >
Contra los partidos políticos

Escribió Rosseau en El Contrato Social: “La soberanía es el ejercicio de la voluntad general y el soberano un ser colectivo que no puede ser...

Llegir >

PORTADA  •  NOSALTRES  •  ARXIU  •  ESCRIU  •  SEGUEIX-NOS!

© Copyright 2021 l’Universitari. Tots els drets reservats. | Desenvolupament web per Pol Villaverde